Internacionales

Fuerzas ucranianas defienden a la asediada Mariúpol; Putin niega “crímenes de guerra”

159.COM.DO | 13 de abril de 2022
Fuerzas ucranianas defienden a la asediada Mariúpol; Putin niega “crímenes de guerra”

EL NUEVO DIARIO, MOSCU/KIEV.- Las tropas rusas continuaron hoy su ofensiva en Mariúpol, donde las autoridades han denunciado el uso de un agente químico y las fuerzas ucranianas están cada vez más desesperadas, mientras que cerca de Kiev un equipo de la gendarmería francesa comenzó a investigar supuestos crímenes de guerra.

“Es probable que en el futuro el enemigo intente tomar el control de la ciudad de Mariúpol, capturar Popasna (en la región de Lugansk) y lanzar una ofensiva en dirección a Kurajovo”, en Donetsk, señaló el Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania.

Según el Instituto de Estudios para la Guerra (ISW) con sede en EE.UU., los rusos han dividido en dos la posición de las tropas ucranianas en la ciudad: un grupo está pertrechado en la acería de Azovstal, en el este y otro en el puerto, en el suroeste.

Los separatistas porrusos de Donetsk aseguraron el lunes primero que habían tomado el 80% del puerto de Mariúpol y después que estaba bajo su “control total”, una información que no se ha podido verificar de manera independiente.

SOLDADOS DESESPERADOS SIN MUNICIÓN

El bloqueo es tal que en una inusual crítica la 36ª Brigada de Infantería de Marina afirmó el lunes que se acerca probablemente la última batalla en la devastada ciudad, ya que “se nos acaban las municiones” y entonces solo queda “el combate cuerpo a cuerpo”.

El Ministerio de Defensa de Rusia aseguró hoy que sus fuerzas efectuaron ataques aéreos y de artillería contra unos cien efectivos ucranianos que intentaban supuestamente huir en vehículos blindados de la ciudad y que mataron a al menos 50.

“Otros 42 militares ucranianos depusieron voluntariamente las armas y se rindieron”, aseguró el portavoz castrense Ígor Konashénkov.

Este martes la misma 36ª Brigada de Infantería de Marina aseguró que los defensores de Mariúpol “no abandonaron sus posiciones y que luchan por cada palmo de la ciudad” lo mejor que pueden.

Eso sí volvieron a denunciar que la ciudad está “sin suministro de munición ni alimentos”, según la cadena de televisión ucraniana 1+1.

El comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Ucrania, Valery Zaluzhny, escribió en Facebook que “la defensa de Mariúpol continúa” y que “la conexión con las unidades de las fuerzas de defensa que heroicamente sostienen la ciudad es estable y se mantiene”.

“Estamos haciendo lo posible e imposible para ganar y salvar vidas de militares y civiles”, aseguró.

Según dijo a la cadena CNN el gobernador de la región de Donetsk, Pavlo Kyrylenko, entre 20,000 y 22,000 civiles han fallecido en la ciudad.

La víspera el alcalde, Vadym Boychenko, cifró los fallecidos en unos 10,000 y afirmó que aproximadamente 120,000 habitantes (de casi 450,000 que había antes de la campaña militar rusa), tratan aún de sobrevivir al asedio.

Para los expertos del ISW está claro que los defensores ucranianos no tendrán tregua. Cree que los rusos “continuarán los esfuerzos para completar la captura de los focos restantes de la resistencia ucraniana, posiblemente incluso mediante el uso de armas químicas”.

¿ARMAS QUÍMICAS EN MARIÚPOL?

Ello después de que el fundador del batallón de Azov, Andriy Biletsky y la Alcaldía de Mariúpol denunciaran que Rusia lanzó un agente químico no determinado con un dron contra militares y civiles ucranianos, algo que los separatistas prorrusos desmintieron hoy.

“Las fuerzas de la república popular de Donetsk no utilizaron ningún arma química en Mariúpol”, señaló el portavoz de la milicia, Eduard Basurin, sobre la acusación ucraniana en cuya verificación trabajan tanto Londres como Washington y la Unión Europea (UE).

Biletsky señaló hoy que de los tres soldados afectados, uno se encuentra en estado moderado y los otros dos están bajo supervisión médica. Entre los civiles afectados una anciana es la que está en peor estado.

Dijo que los síntomas de las víctimas son enrojecimiento facial, presión arterial alta, sequedad y acidez estomacal en la orofaringe, así como inflamación de las mucosas de los ojos.

“Ahora se sabe que el enemigo utilizó sustancias venenosas o potentes sustancias venenosas. Sin embargo, por encontrarse en un bloqueo total (la ciudad), su análisis toxicológico es imposible”, sostuvo Biletsky.

Kyrylenko afirmó por su parte que es “demasiado pronto para decir qué sustancia se utilizó y si se puede clasificar como ataque químico”.

El asedio a Mariúpol es solo uno de los objetivos de las fuerzas rusas en el este de Ucrania, donde la inteligencia militar británica augura una intensificación de combates “en las próximas dos o tres semanas” tras la retirada de las tropas rusas del norte y noreste del país, principalmente de Kiev, Chernígov y Sumy.

FRANCIA AYUDA A INVESTIGAR LOS CRÍMENES

Es allí donde los horrores de la campaña militar rusa se están descubriendo aún, especialmente en la ciudad de Bucha (en la región de Kiev), cuyo alcalde, Anatoly Fedoruk, dijo hoy que 403 habitantes fueron “brutalmente torturados, asesinados”.

De ellos se han identificado hasta el momento 163 indicó, al tiempo que explicó que hoy mismo se ha comenzado a exhumar una segunda fosa común con 56 cadáveres.

La fiscal general de Ucrania, Iryna Venediktova, ha calificado de “crímenes de lesa humanidad” la matanza cometida presuntamente por las tropas rusas, de la que el presidente ruso, Vladímir Putin, dijo hoy que era una “falsificación”.

En la exhumación hoy de diez nuevos cadáveres participaron miembros de la gendarmería francesa que llegaron el lunes al país para asistir a sus colegas ucranianos en la investigación de crímenes de guerra cometidas en torno a Kiev, según constató Efe.

En los 48 días de campaña militar rusa, la Fiscalía General ha registrado 6,036 supuestos crímenes de guerra.

PUTIN NIEGA “CRÍMENES DE GUERRA” EN BUCHA Y DEFIENDE “NOBLE” CAMPAÑA MILITAR

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, negó hoy los presuntos “crímenes de guerra” cometidos por tropas rusas en Bucha y defendió la campaña militar en Ucrania al calificar sus objetivos de “nobles”.

“Lo que pasa en Ucrania es una tragedia, pero no teníamos otra opción. Fue la decisión correcta”, dijo el jefe del Kremlin en una rueda de prensa conjunta con su homólogo bielorruso, Alexandr Lukashenko.

AYUDAR AL DONBÁS

Tras unas negociaciones de casi tres horas, que siguieron a la visita de ambos líderes al cosmódromo de Vostochni, en el Lejano Oriente ruso, Putin insistió en que el objetivo principal de la campaña ucraniana fue “ayudar a la gente del Donbás que reconocimos y que nos vimos obligados a defender”.

Putin aseguró que los objetivos de la “operación militar especial” son “absolutamente claros” y “nobles” ya que las autoridades de Kiev, empujadas por Occidente, se negaron a cumplir con los Acuerdos de Minsk destinados a una solución pacífica de los problemas” en esta región del este de Ucrania, dijo.

“Nuestra lógica es simple. Nuestros objetivos son ayudar a la gente que vive en el Donbás, que siente un vínculo inquebrantable con Rusia y que durante ocho años ha sido víctima de un genocidio”, recalcó el mandatario ruso.

A su vez, subrayó que la campaña militar en Ucrania “va según lo planeado” y que su duración dependerá de la “intensidad de los combates”, aunque, matizó, los mandos rusos intentarán minimizar las bajas en sus filas.

QUIEBRA DEL MUNDO UNIPOLAR

Durante su primera rueda de prensa desde el inicio de la campaña militar en Ucrania, Putin aseguró que “lo que ocurre ahora es la quiebra del sistema mundial unipolar que se formó tras la desintegración de la Unión Soviética”.

“Muchos dicen que EE.UU. está dispuesto a luchar con Rusia hasta el último ucraniano. Lo dicen allí y aquí. En realidad, así es. Ahí está la quintaesencia de lo que está ocurriendo”, apostilló.

Según el líder ruso, la principal tarea de Occidente no es ayudar a Ucrania, que no sería más que “un medio para lograr sus objetivos”, que no tienen ninguna relación “con los intereses del pueblo ucraniano”.

El ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, se expresó ayer en los mismos términos al afirmar que uno de los objetivos de la campaña rusa era poner fin al “dominio total” de Estados Unidos en la arena internacional.

BUCHA, UNA “FALSIFICACIÓN”

El mandatario ruso se pronunció este martes por primera vez sobre los supuestos crímenes de guerra cometidos por tropas rusas en la localidad ucraniana de Bucha, en la región de Kiev y aseguró que se trata de una “falsificación”.

“Primero se escenificó el uso de armas químicas por el Gobierno de el presidente sirio, Bachar Al Asad. Luego resultó que era una falsificación. Igual de falso es Bucha”, aseguró Putin.

El jefe del Kremlin también recordó la destrucción causada por la aviación estadounidense en ciudades como Al Raqa y el silencio al respecto de la comunidad internacional. “A nadie le importó eso”, dijo.

Precisamente Bucha fue uno de los temas de conversación entre Putin y el canciller austríaco, Karl Nehammer, quien visitó Moscú la víspera.

Nehammer, quien visitó Bucha el fin de semana pasado durante un viaje a Ucrania, dijo que confrontó al líder ruso con los crímenes de guerra atribuidos a las tropas rusas, aunque su interlocutor respondió que todo fue “una escenificación” de las fuerzas ucranianas.

NEGOCIACIONES CON UCRANIA

Entre los temas comentados hoy por Putin se encontraban también las complejas negociaciones entre Rusia y Ucrania, que comenzaron el 28 de febrero y se estancaron tras varias rondas de reuniones presenciales y virtuales.

“La delegación ucraniana ha dado marcha atrás a los acuerdos de Estambul”, dijo Putin en alusión a unas conversaciones sostenidas entre los negociadores en la ciudad turca el pasado 29 de marzo.

Según él, ahora los asuntos sobre la mesa han sido divididos en dos grupos.

“Las garantías de seguridad para Ucrania por un lado y los asuntos relacionados con Crimea, Sebastópol y Donbás, al margen de ello”, indicó.

Putin aseguró que ayer le comunicaron que la parte ucraniana “volvió a cambiar algo”.

“Aún desconozco los cambios, pero esa falta de coherencia sobre los puntos fundamentales crea dificultades a la hora de alcanzar acuerdos definitivos”, declaró el líder ruso.

Fuentes ucranianas reaccionaron a las declaraciones de Putin asegurando que las negociaciones continúan, pese a ser “muy difíciles”.

UCRANIA DICE QUE RUSIA MATA, NO SALVA

A su vez, el asesor presidencial ucraniano Mykhailo Podolyak, escribió en Twitter que Rusia no salva a nadie en Ucrania y solo causa muerte.

“Rusia dice que su objetivo en Ucrania es ‘proteger a la gente en el Donbás’. Pero ahora mismo crematorios móviles queman cuerpos sin vida en Mariúpol, la segunda ciudad de la región. Y sus supervivientes mueren de hambre. ¿De qué les estáis ‘protegiendo’? ¿De la vida?”, preguntó.

Según la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas, casi 1,900 civiles, entre ellos más de 180 niños, han fallecido en Ucrania desde el pasado 24 de febrero, un tercio de ellos en regiones bajo el control de separatistas prorrusos.

A la vez, la ONU avisa de que las cifras reales son sin duda mucho mayores al no tener sus expertos acceso a zonas donde aún continúan las hostilidades, como por ejemplo, la devastada Mariúpol.

Written by 159.COM.DO

Comments

This post currently has no comments.

Leave a Reply





  • cover play_circle_filled

    159 RADIO

play_arrow skip_previous skip_next volume_down
playlist_play